Alter ego:::Memento mori

portada_blog.jpg

pag1_blog.jpg

pag2_blog.jpg

pag3_blog.jpgpag4_blog.jpgpag5_blog.jpgpag6_blog.jpgpag7_blog.jpgpag8_blog.jpg1290191115311-pag9_blog.jpgpag10_blog.jpg

Santiago de noche

Movimiento:::Baile

img_8081.jpg

2.jpg

 

1.jpg

Paisaje ofativo:::Pequeños hitos evocados

               El aire aparte de estar compuesto de oxígeno, contiene multitud de moléculas que se pueden oler, llamadas odoríferos, y que inhalamos con la respiración. En el techo de nuestra cavidad nasal tenemos 5 millones de células olfativas receptoras, que transmiten esta información directamente al cerebro atravesando el sistema límbico hasta el hipotálamo, estas son las zonas del cerebro involucradas en las emociones, la motivación, el estado de ánimo y la memoria. El sistema límbico es la base de la pulsión social, de ahí, que sepamos que el olfato participa en el mundo de las interrelaciones sociales aún más de lo que se cree.

img_8073.jpg

               El olor de cada persona es único, reconocible. Y el estrecho contacto de los cuerpos al saludarse o despedirse, permite percibir la fragancia del otro, fragancia que permanece incluso cuando la otra persona ya se ha ido y que nos hace recordarlo de una forma más intensa. Esto es debido al gran poder evocador de los olores. Podemos ver fotos de nuestra infancia, pero nada nos la recordará más y mejor que algunos aromas, para cada uno es un olor determinado.

          Cuando se es niñ@ se es más concreto, más estructurado en algunas areas, -claro más libre en otras- tengo la impresión de que lo ritual, los pasos de una fase a otra se viven más intensamente, tal vez ayudado porque nos concentramos más en nuestro universo, no como en la adultez que a veces nos perdemos en las obligaciones. Entonces creo que la llegada de una nueva estación, o la visita de un familiar importante para uno dejaba una huella odorífera imperecedera.

img_8074.jpg

          Con este ejercicio quise compartir recuerdos en clave olfativa, como la primera lluvia de otoño, que olia a sopaipillas pasadas en chancaca y canela, el anuncio de la llegada de la primavera que traían aromos y jazmines, las gomitas de eucaliptus que aun como solo para evocar, entre otros.

        Fabrique 5 dispositivos con cilindros de plumavit, que calé con forma de nariz para instar a acercarse y oler.

 

img_8076.jpg

         

Arte cinético:::Orgánico leve

Para este ejercicio ocupé plástico delgado blanco, cosido a máquina, a través de costuras en diagonal y pliegues resultando formas curvas.

El movimiento ha sido logrado gracias al aire que sale de los respiraderos del metro.

Comentarios recientes

Cerrar